jueves, 28 de junio de 2012

Un legado para las generaciones futuras

DIARIO PAMPERO - Nº 1 - Segunda época
Diciembre de la navidad de 2007
En la foto, único registro gráfico con el que contamos, el Editor de Diario Pampero Cordubensis y creador del Instituto Eremita Urbanus, D. Gabriel Pautasso

Nosotros solicitamos canje. An Exchange is requested. Nous solicitons l´échange.

EXORCISMUS In satanam et angelos apostaticos
JUSSU LEONIS XIII
In nomine Patris, et Filii, et Spiritus Sancti. Amen.
Exsurgat Deus et dissipentur inimeci ejus: et fugiant qui oderunt eum a facie ejus.
Sicut deficit fumus, deficiant; sicu fluit cera a facie ignis, sic pereant peccatores a facie Die.

Exorcisme contre SATAN et les ANGES APOSTATS
Edité par ordre de LEÓN XIII, Pape.
Au Nom du Père, et du Fils, et du Saint Esprit. Ainsi sois-il.
Que Dieu se lève, et que ses enemimis Saint dispersées; et que fuient devant sa FACE ceux qui le haïssent.
Comme se dissipe la fumée, dissipe-les; comme la cire se fonda u feu, que les pécheurs disparaissent devant Dieu.


I) SOBRE LA PAMPA Y EL PAMPERO
Reseña: Tres reflexiones sobre la pampa. Revista Hostería Volante nº 20, julio 1967, p. 18/25, La Plata. JVS: hace 40 años.

LA TIERRA
Lo que define la pampa es su horizonte en perpetua lejanía, en constante desplazamiento, donde la vista busca y no encuentra con qué chocar. Es una realidad que no tiene bordes, misteriosa, desmesurada. No encontramos siempre en su centro, como caminando sobre una esfera que gira en sentido contrario, frente a un horizonte abierto en alucinante tentación de huída.
Para percibirla en su extensión inasible hay que andarla a caballo. Así como el mar sólo puede vivenciarse desde adentro, navegándolo – y no desde la costa en actitud contemplativa – y la montaña sólo puede “sentida” ascendiéndola – y no simplemente surcándola desde un tren.
Fuerzas muy extrañas que impulsan al hombre a un incesante andar deben surgir de esta tierra.

LA CRUZ Y LA ESPADA
La Cruz es un símbolo antiquísima. Pasa a ser símbolo del cristianismo luego de haberlo sido en la Antigüedad más remota del árbol de la vida y de la muerte, del sacrificio, de los caminos del destino.
En la hora, el minuto, el instante límite, cuando en el ciclo del eterno retorno llegaba el día más corto del año, era costumbre de los antiguos pueblos indoeuropeos, lanzar desde lo alto de una montaña, una enorme rueda que tenía encendida una cruz en su interior. Al caer iba dibujando una swástica, signo del sol, símbolo de la fuerza, del fuego que crea y recrea constantemente, del dinamismo de todas las cosas.

En la cruz convergen realidades distintas para tomar una dimensión nueva; es el cruzamiento de los misteriosos opuestos. Pretender hacer un análisis racional es renunciar a entenderla. Se necesita un natural poder de aceptarla, con sus sombras de muerte y con sus frutos de vida. Quien sencillamente la acepté verá que todo es así al nivel de la naturaleza. El hombre como partícipe baila en torno a la cruz la misma danza; ni Dios Hombre, dejó de cumplir esta Ley inexorable.

La Iglesia que asume y da signo definitivo a todas las cosas la incorpora como el símbolo más alto, el que concretamente acepta a CRISTO, y que pasa a ser signo de bendición. Es el símbolo del abajamiento más grande de Dios (Dios que desciende para ser hombre, para morir como un delincuente, abofeteado, torturado), y a la vez de su máxima gloria.

La cruz como símbolo de una tradición primordial que nace en Oriente atraviesa todo Occidente. Como signo del cristianismo resiste dos mil años de historia. El Emperador greco-romano CONSTANTINO MAGNO la hace romana, pero entonces la cruz retoma su sino ambivalente. Se identifica con la espada para presidir una batalla. Los caballeros medievales juran ante la cruz de su mandoble. Espada y cruz siguen así unidas otra vez en una paradoja llena de sentido. Toda obra creativa necesita una determinada dimensión de sacrificio. Debe ser regada por la sangre. CRISTO mismo llegó portando una espada para la lucha: “Vengo a traeros la guerra y no la paz”, expresó. Así llegó la cruz la cruz y la espada a ESPAÑA impuesta por el Imperio Romano, que las impusieron como símbolo de civilización, de fe y de cultura.

Y así llegó a estas latitudes. La cruz y la espada han sido entonces los signos de nuestra tierra. Toda la conquista se realizó bajo el amparo de estos símbolos. El desierto, la pampa, fue tomada al indio mediante el signo de fuerza, (la espada) y una promesa de fe (la cruz)... Dominar para evangelizar, fueron los justos títulos que se formuló la península cuando descubrió este nuevo mundo.
La espada se ennoblece junto a la cruz. La conquista del desierto pudo adquirir bajo la advocación de estos signos la magnitud de una epopeya, de una épica de ESPAÑA. Ejército e Iglesia, milicia y apostolado corrieron hermanados en la aventura. Fue una gesta de nobles.

Si de algo se liberó el liberalismo en estas tierras fue de estos dos símbolos. Aceptar la cruz y ceñir la espada eran cosas incompatibles para quien es incapaz de inclinarse y besar la tierra, y para quién se siente impotente de asumirla y defenderla. Para quién sólo tiene afán de codicia la espada y la cruz resultan instrumentos útiles. Para un mercader, un empresario, un judío o un fenicio, no tiene sentido.

LOS VERDADEROS NOBLES
¿Qué son los nobles…? ¿Han existido…? ¿Los ha tenido algún pueblo en la historia…? ¿Los hemos tenido nosotros aquí en la Argentina…? Ante el espectáculo triste que ofrecen a nuestros ojos los últimos restos de una nobleza despierta en el pueblo: quebrados los valores religiosos, muerta la monarquía y liquidado casi todo el resto del régimen feudal, las instituciones que servían la formación de caballeros ya no existen y, a consecuencia de ello, los nobles de título han perdido vigencia como tales, salvo raras excepciones.

La decadencia la ruina de las naciones es vertiginosa. Los pueblos – casi todos – están esclavizados por la cadena de un súper gobierno sinárquico mundial predominantemente judío y soi-dissant cristiano, globalizado. Los pocos que resisten están cercados (“los no dejen escapar”) y a punto de caer. Pero, pese a todo, las naciones hundidas y cautivas producen nobles – no de título – pero si nobles en el más auténtico sentido de la palabra, es decir, dignos de blasón.
No es nada fácil ser noble, más sencillo puede resultar aproximarse a una descripción del valor de la nobleza. Un verdadero noble es, ante todo, un auténtico señor, señor que, como tal está dispuesto a servir, y sirve porque está “por encima” en elevada actitud caritativa.

Esta actitud de servir debe en la nobleza ir tan alto, como bajo debe caer la contrapartida del ser-vil. Un verdadero noble debe poseer la virtud de la fortaleza; debe ser sensible y piadoso con todas las clases, especialmente con las de la tierra. Debe ser sufrido, soportar más que los otros; justo, inflexible y misericordioso en un raro equilibrio. Su capacidad de liderazgo y de mando debe ser tal, que ejerza su peso protector hacia los mandados en la misma medida que lo soporte sobre sus espaldas. Será el más presto y resuelto para asumir y el más reacio para deslindar responsabilidades. Estará a la altura de las realidades grandes en sus valores para enfrentarlas y dejará pasar por debajo las mezquinas e insignificantes. Debe mantener la solemne presencia de de la serenidad; cuando los demás desesperan el noble debe permanecer en valiente actitud de espera.

Este sentimiento de nobleza debe surgir espontáneamente de la propia personalidad. No es noble por lo que se ha hecho o por lo que alguien se sienta capaz de hacer. La nobleza no puede medirse por las acciones; se es sencillamente noble, como se es valiente, sin necesidad de demostrarlo. Se trata de un valor que pertenece a la categoría de sustancia y no a la de de los accidentes del ser. Lo que de algún modo caracteriza la nobleza es su típica serenidad, que la torna inconmovible aún en los trances más difíciles. Cuando los nobles de Francia formaban fila frente al patíbulo fue cuando se mostraron más erguidos que nunca frente a su propia servidumbre que los contemplaba.

Esta arrogancia es la que encuadra al noble en su auténtica majestad aristocrática. Su actitud ante la muerte es de una elevada y sublime aceptación. La preocupación por la muerte no la turba; sabe desde su nacimiento marcha hacia su encuentro. Por eso todos sus actos por el concreto conocimiento de esa posibilidad que en cualquier momento se actualiza, y se actúa en cada instante como si éste fuera el último, más no con la desesperación del condenado, sino con siguiendo el ritmo último de las cosas de las cosas sin más mínima alteración.

El valor de la nobleza se confunde con el valor de la caballería, es decir, se tratan de valores fundidos – unidos – entre sí. En el año 1616 mueren SHAKESPEARE y CERVANTES. Señalan un momento, marcan un mojón en este aspecto de la historia que nos preocupa. Se adelantan a lo que será el hombre contemporáneo, es decir, la contrafigura del noble y del caballero. El hombre contemporáneo es cobarde y, por ende, plebeyo. HAMLET es cobarde por que duda, o duda por es cobarde. QUIJOTE se desespera por mantener en alto, viviéndolo, al valor de la caballería, pero si por momentos se nos presenta sublime, de continuo cae en lo ridículo. Nos provoca risa.
En nuestra llanura se han dibujado rasgos de nobleza. La figura ecuestre sin la cual quedaría incompleto el panorama donde se inscribe la pampa le confirió a estas tierras relieve de nobleza. Desde la más remota antigüedad ha tenido el caballo una profunda significación.
Nos refieren viejas historias que Dios creo el caballo para el hombre; de ahí la compenetración mítica de ambos dada en el centauro; diéronle los antigüos un sentido esotérico al noble bruto. Sin necesidad de ahondar en ríos ocultos podemos atender a lo evidente: Es el equino el único medio que lo transporta al hombre “a su medida”. El panorama visto desde un caballo adquiere una perspectiva y una dinámica particular, no de características ficticias, como un medio mecánica o incluso desde otro animal, sino reales, como un matiz distinto al pedestre; matiz que pareciera ser misteriosamente acorde al hombre mismo, lo que confirmaría aquello “…creado para el hombre”.

Ahora bien: el interrogante que enseguida se nos presenta es serio: ¿Por qué en todo momento histórico vemos unido lo noble al caballo? En Occidente el noble es fundamentalmente caballero; en ningún momento de la historia europea se desatan los lazos que al HOMBRE NOBLE con el NOBLE BRUTO. En la Antigüedad (Grecia, Roma, en la Edad Media e incluso en los tiempos contemporáneos) la caballería ha sido siempre el último reducto en caer ante el avance arrollador de lo degradante. La causa de esto podemos buscarla en parte, en el hecho de que esa nueva forma de percepción de la realidad que proporciona el caballo es de privilegio; no está hecha una suerte de iniciación; iniciación que el manso dominio de la bestia que con el tiempo llega a convertirse en una compenetración total, capaz de fundir hombre y caballo. Se trata en cierto modo del animal más sensible de la Creación; hasta un niño puede conducirlo. El caballo ennoblece, enaltece, enorgullece al jinete.

Rasgos de nobleza, habíamos dicho se han dibujado sobre la pampa. Hasta el más pobre gaucho poseía este atributo noble. El verdadero estanciero – servidor de la tierra al estilo feudal -, soldado que guerreó en las luchas de la independencia y las luchas civiles, los conquistadores del desierto fueron todos hombres de a caballo.

El que cabalga se afirma sobre el caballo, sobre la tierra y paradójicamente, sobre sí mismo. Cabalgar supone amar la lejanía. Supone también flotar por sobre las cosas rastreras y minúsculas. La mirada altiva – expresión de nobleza – que levanta el árabe sobre el desierto y nuestro gaucho sobre la pampa con el pampero debe nacer de alguna manera de esa situación especial que se da en la altura vertical y viviente que sólo puede proporcionar la magnificencia de la figura ecuestre.

Dejamos tres pensamientos:

1. La tentación de los social-cristianos. Esta tentación de andar haciéndose el astuto con el enemigo, de halagarlo con regalos es un sentimiento constantemente experimentado en Occidente desde hace cuarenta años. Exactamente desde el octubre rojo de 1917. A su turno todos los países capitalistas o fascistas – incluidos HITLER y MUSSOLINI – han “flirteado” en mayores o menor grado con la URSS, la han ayudado, en tal o cual forma, diplomática, comercial, militarmente. He ahí la gran ventaja de los bolcheviques: jamás han tenido en contra un frente unido. (HENRY COSTON).

2. Nuevas Profecías: Cuando los buitres visiten a los cardenales y cuando los cardenales aprendan en amable dúo el canto humanitario de los buitres, entonces será el fin de las naciones. Vendrá la paz… ¡¡¡La paz de los buitres!!!
Profecías de CHAPA-NOMÁS, último cacique de los comechingones de Córdoba.

3. Decía LENIN lo siguiente: “Si organizáremos un día un concurso para la adquisición de sogas con las que deberíamos colgar a la burguesía occidental, estoy firmemente convencido que no sabríamos que hacer con los innumerables ofrecimientos que recibiríamos de Occidente”.

II) 70º ANIVERSARIO DE LA FUNDACIÓN DEL INSTITUTO DE INVESTIGACIONES JUAN MANUEL DE ROSAS (1938-2008).

REVISIONISMO HISTÓRICO ARGENTINA por DR. ALBERTO A. MONDRAGÓN

Sobre el importante tema, Historiografía de ROSAS y su época, disertó el Dr. ALBERTO A. MONDRAGON, director de la Revista “Revisión”, en el Instituto JUAN MANUEL DE ROSAS, exponiendo con sentido de planificación y ubicación didáctica, autores y libros, vastísimo campo historiográfico, del dilatado período rosista con sus aportaciones consecuentes.
La historiografía extraordinaria a que se han colocado múltiples historiadores, es clasificada por el Dr. MONDRAGÓN en tres etapas progresivas: la clásica, la científica y la revisionista, compulsando fondos editoriales raros, agotados y comunes con un estudio crítico histórico.
A los fines didácticos damos el índice por autores que motivó la conferencia, la parte expositiva va editada por la colección “La Siringa” nº 3 en el libro titulado “Política Nacional y Revisionismo Histórico” de JAURETCHE-MONDRAGÓN.

COMISIÓN DIRECTIVA DEL INSTITUTO DE INVESTIGACIONES HISTÓRICAS JUAN MANUEL DE ROSAS:
Presidente: Gral. JUAN B. ITHURBIDE
Vicepresidente 1º: Dr. MANUEL GALVEZ
Vicepresidente 2º: Tte. Cnel. EVARISTO RAMIREZ JUÁREZ
Secretario General: Dr. RAMÓN DOLL
Secretario de la Sección Publicaciones: Dr. ERNESTO PALACIO
Id. De Archivo y Biblioteca: Sr. JULIO IRAZUSTA
Id. De Divulgación y Conferencias: Sr. ROBERTO DE LAFERRERE
Id. De Administración: Dr. RICARDO FONT EZCURRA
Vocales:
Dr. CARLOS STEFFENS SOLER, Sr. RODOLFO IRAZUSTA, Dr. MARIO LASSAGA, Sr. ISIDORO GARCIA SANTILLÁN, Sr. ALBERTO EZCURRA MEDRANO, Sr. ALBERTO CONTRERAS, Dr. ALFREDO VILLEGAS OROMÍ, y Dr. LUIS MARÍA DE PABLO PARDO.

DECLARACIÓN DE PRINCIPIOS
Han transcurrido más de de 85 años desde Caseros y la Historia oficial argentina mantiene el fallo condenatorio dictado por los vencedores, contra toda la época en que actuó y gobernó el Brigadier General Don JUAN MANUEL DE ROSAS, bajo el pretexto de que su juicio estaba definitivamente sustanciado y concluido.
Por varios motivos se impuso a las generaciones posteriores la obligación de considerar invisible aquel fallo. A parte el encono y la pasión puesta en juego, era evidente que ese criterio de interpretación histórica respecto a ROSAS, no podía someterse a un proceso de revalorización más equitativo, en los momentos a aplicarse en el país, se configuraba en una Constitución y se afianzaba en el Gobierno.
Más el tiempo transcurrido y la circunstancia de que el derecho a la revisión se niega con más tenacidad que nunca, nos ha llevado a pensar si no hay en esa obcecación algo más grave que un mero recurso utilitario de oportunismo político o simple pasión atávica. Y efectivamente, hemos advertido que el motivo subordinante de la prohibición era la necesidad de evitar que la resistencia esforzada y sacrificada que mantuvo ROSAS contra el extranjero, cuando éste pretendió avasallar nuestra soberanía, ofreciera contrastes demasiados enérgicos con algunas conceptos que la generación del 53 tenía acerca del patrimonio argentino e inscribió en el repertorio constitucional.
Como al organizarnos en esta Asociación no nos proponemos estudiar la época de ROSAS para ilustrar convicciones doctrinarias sobre formas de gobierno, quedará fuera de nuestro alcance el cotejo entre e ideario político de aquella generación y el conjunto político de aquella generación y el conjunto de operaciones y soluciones de orden práctico que hacen del gobierno de ROSAS modelo de realismo y de sagacidad política.
Pero en cambio, lo que de ningún modo puede calla el patriotismo, es que ese cotejo pone de manifiesto una diferencia sensible entre ROSAS y sus adversarios, en cuanto al modo de entender y defender los intereses nacionales. Todo el gobierno del primero, que contó siempre con la voluntad nacional, es una sola y vigorosa respuesta a los más auténticos interrogantes nacionales de la defensa armada del país y de su integridad territorial, al anhelo de la Nación en solicitud de un Estado soberano que la abarque y la interprete, sin menoscabe de su tradición y de su dignidad. Sus enemigos por el contrario, inspirados en otras tesis políticas, no lograron estructurar un Estado propio, en la acepción estricta del término, dejando abiertas las brechas por donde se infiltraron fuerzas exóticas e intereses contrarios a la integridad de su suelo y al acrecentamiento y distribución de su riqueza.
Frente a la experiencia iniciada el 53 cuyos frutos advierte nuestra épica, ROSAS se presenta nuevamente a la conciencia pública argentina como el hombre de un destino frustrado por una conspiración de intereses y de fuerzas anti-nacionales. El deber patriótico de retomar ese destino, implica el de estudiar a fondo la época en que fueron jalonadas sus primeras y más geniales directivas.
Aquél es el móvil, éste el objeto de nuestra Asociación.
Declaración aprobada por la Asamblea General de socios en 6 DE AGOSTO DE 1938. (Continuará)

III) LOS CAÍDOS DEL NACIONALISMO ARGENTINO (1934-1945)

El crimen del primer nacionalista nunca fue esclarecido. Los detenidos comunistas de aquella jornada eran todos de origen extranjero y recuperaron su libertad en poco tiempo.
La muerte de JACINTO LACEBRÓN GUZMÁN demostró que el nacionalismo daría pelea a quienes intentaran a quienes intentaran ganar la calle para difundir doctrinas ajenas al ideal de la religión y el patriotismo. Se lo consideró como el primer caído del nacionalismo y esto no es caprichoso. Desde la década pasada se habían sucedido las muertes de varias fascistas argentinos o ítalo argentinos. Es más: a principios de 1934 había muerto en Avellaneda, a manos de anarquistas locales, los fascistas JERÓNIMO PUGLIESE y LEONARDO SIMONE, mientras que, durante el año anterior, había sido asesinado en CÓRDOBA otro fascista, ANSELMO PRO. Si bien existían grandes simpatías para con el régimen italiano y su conductor BENITO MUSSOLINI, es necesario destacar que no no se los considerada como nacionalistas propiamente argentinos a pesar de que formaran en las estructuras del movimiento nacionalista. Ellos se manejaban con cierta autonomía y dependían de la oficina ítalo-romana del fascio en el exterior.
También existió el caso de JOSÉ MANUEL SALAS, muerto por los radicales en octubre de 1931. Este joven universitario de 24 años pertenecía al núcleo inicial de la Legión Cívica Argentina. No fue considerado como un caído del nacionalismo ya que aquél grupo se identificaba en ese entonces grupo se identifica en ese entonces con el Uriburismo y con la complicidad en el ascenso del general JUSTO al poder a fines de 1931. Su giro decidido hacia el nacionalismo más ortodoxo se dará en los años inmediatos al comprobar la línea liberal del general ingeniero.
JACINTO LACEBRÓN GUZMÁN fue el primero de una quincena de nacionalistas asesinados en los tres lustros siguientes. Su memoria perduró muy fresca hasta que, en 1938 (setenta años), cayeron bajo las balas los cordobeses FRANCISMO GARCÍA MONTAÑO y JULIO BENITO DE SANTIAGO. (Diario Pampero los recordará en edición especial). De allí en más, su memoria será esporádica y se perderá hacia los años del gobierno peronista (1946-1955).
En 1945, ante los restos de, DARWIN PASSAMONTI, de la Alianza Libertadora Nacionalista, un orador llamado ENRIQUE FLEINERT, lo recordará en sus palabras:
(Revista Alianza, 8/11/1945, nº XVIII, año II).

“…JACINTO LACEBRÓN GUZMÁN, JULIO BENITO DE SANTIAGO, FRANCISCO GARCIA MONTAÑO; ¡ASTA, BRAZO Y PIE, YA TENÉIS COMPLETA VUESTRA CRUZ DEL SUR¡ BRILLAD COMO LAS CUATRO ESTRELLAS; SED EN LA OSCURIDAD, LA LUZ Y EL ÍNDICE SEGURO QUE SEÑALE A LA PATRIA EL RUMBO CIERTO.
JACINTO LACEBRÓN GUZMÁN, JULIO BENITO DE SANTIAGO, FRANCISCO GARCÍA MONTAÑO, DARWIN PASSAPONTI…CUATRO NOMBRES QUE SON YA EL SÍMBOLO DE UNA IDEA…
VALIENTES VARONES DE UNA ESTIRPE BRAVÍA, CUYAS FIGURAS PARECIERAN VACIADAS EN EL MOLDE HEROICO HISPÁNICO DEL CID…”.

RESUMIENDO:

JACINTO LACEBRÓN GUZMÁN: 1934. SETENTA Y TRES.
JULIO BENITO DE SANTIAGO Y FRANCISCO GARCÍA MONTAÑO: SETENTA AÑOS.
FUNDACION DEL INSTITUTO DE INVESTIGACIONES HISTÓRICAS JUAN MANUEL DE ROSAS: 1938-2008. Figuras consulares.
DARWIN PASSAMONTI: 1945: SESENTA Y DOS.

FOR EVER

1824- 9 DE DICIEMBRE – 2007.
DÍA DE LA BATALLA DE AYACUCHO (PERÚ): FINAL DE LA EMANCIPACIÓN DE SUDAMÉRICA POR EL EJÉRCITO LIBERTADOR.
12 DE DICIEMBRE: NUESTRA SEÑORA DE GUADALUPE, Patrona de América.
Nos dice la historia basada en auténticos documentos, que el día 9 de diciembre de 1531 se apareció la VIRGEN MARÍA a un pobre y sencillo indito, llamado JUAN DIEGO en el cerro de TEPEYAC, no lejos de la ciudad de Méjico. Después de cinco apariciones y de sanar milagrosamente al indio BERNARDINO, tío de JUAN DIEGO, el 12 de diciembre le entregó una imagen suya milagrosa, diciéndole deseaba ser honrada en aquel mismo cerro.

1828 – 13 de diciembre - 2007:

DORREGO, DEFENDIÓ LOS DERECHOS DEL PUEBLO Y LA LIBRE DETERMINACIÓN DE LA ARGENTINA. Por eso lo fusilaron hace 179 años.

MANUEL DORREGO, caudillo de los “orilleros” de Buenos Aires, fue el caudillo de la oposición federal en los congresos de 1824. La diferencia entre Unitarios y Federales no estaba en una polémica teórica sobre mayor o menor descentralismo de la forma de gobierno, sino en una posición fundamental entre dos Argentinas incompatibles: la dirigida por la oligarquía portuaria de BUENOS AIRES y apoyada por la burguesía semiletrada de las ciudades del INTERIOR, y aquella otra formada por la inmensa mayoría del país.
Unitarios se llamaron los primeros; Federales, los segundos. Aquéllos querían su preeminencia como clase dirigente y llamaban en su ayuda al capitalismo y la influencia extranjera; éstos querían intervenir en el Gobierno a título de ser la mayoría, y descreían de la buena fe y la sinceridad del intervencionismo extranjero.
Al discutirse la Constitución de 1826 chocaron ambas tendencias. El proyecto elaborado por los Unitarios, formaba una república unitaria donde solamente tenían derecho al voto las clases económicamente privilegiadas; el peón, jornalero, asalariado y doméstico a sueldo era excluido del padrón.
Se alzó la voz de DORREGO en defensa de la inmensa mayoría del pueblo argentino que era “apta para lo más duro que era la guerra, y no tendría parte en el gobierno”.
MANUEL ANTONIO DE CASTRO, unitario, replicó que los jornaleros, asalariados y peones carecían de libertad para determinarse políticamente; VALENTÍN GÓMEZ, también unitario, que “era necesario una clase dirigente, y la riqueza suponía la ilustración y la libertad”. Entonces profirió DORREGO bien graves palabras: …”el peón, jornalero o asalariado, eran más libres que los de arriba. Pues es muy difícil influir en la masa de la población, pero es más fácil hacerlo en una pequeña parte de la misma como eran los ricos y comerciantes; que si éstos solos poseían la realidad del país, entonces pondrían en giro el porvenir de la Patria y la marcarían” y alzándose sobre su banca prosiguió…”porque ustedes son la oligarquía del dinero, la peor de las aristocracias, y a ustedes los manda el BANCO INGLÉS que será el único elector en adelante”.
La oposición de todo el país llevó al fracaso la constitución de 1826. Y TRIUNFANTE el partido federal, DORREGO fue llevado al gobierno. Creyó ilusoriamente, que la dura lección de la derrota, que la dura lección de la derrota de los unitarios por la inmensa mayoría popular, los había llamado a la reflexión, y no quiso quitar a éstos el instrumento de su poder que era el Banco mal llamado “Nacional”, ni dar de baja a los jefes y oficiales unitarios del Ejército.
Con eso ocurrió la revolución del 1º de diciembre de 1828, que se proponía –al decir de AGÜERO – “ESTALECER LA UNIDAD A PALOS”.
Se originó un sistema de terror “para escarmiento de los federales”. Se crearon “COMISIONES ESPECIALES” PARA HACER JUSTICIA SUMARIA, y se procedió al fusilamiento de DORREGO y de otros jefes federales. A JUAN GALO LAVALLE, a quien nadie le puede discutir el patriotismo, no obstante la apariencia de alguno de sus actos políticos, le tocó ejecutar a DORREGO cumpliendo lo resuelto por el Partido Unitario.
LAVALLE se negó a ensuciar su memoria fabricando una acusación en consejo de guerra como se lo aconsejó desde Buenos Aires, y lisa y llanamente ordenó: “por su orden”, la muerte del gobernador en Navarro, el 13 de diciembre de 1828, hace 179 años.
Pero la muerte de DORREGO fue inconducente para el propósito de los unitarios. El pueblo entero lo lloró, y la reacción general no tardó en abatir a los revolucionarios. Sucedió lo inconcebible: que los veteranos del glorioso ITUZAINGÓ de la guerra contra el Brasil, enemigo trisecular de la Argentina, RESULTARON BARRIDOS POR LAS MILICIAS GAUCHAS.
Y tras el gobierno de transición de VIAMONTE – que inútilmente trató de conciliar ambos partidos, los FEDERALES tomaron el poder con JUAN MANUEL DE ROSAS.


LA MASONERÍA INSTRUMENTÓ LA MUERTE DE DORREGO
Por ENRIQUE PAVÓN PEREYRA.

Al promediar el año 1828, con mayor precisión, inmediatamente después la entrevista celebrada en Buenos Aires entre DORREGO y LAVALLE, se acordó la eliminación de DORREGO. En rigor, de verdad, la suerte del gobernador de Buenos Aires se trataba POR CUERDA SEPARADA desde comienzos de ese año en una casa particular donde trabajaba en permanencia un Consejo de Estado o Consejo de los Diez, si hemos de dar crédito a lo que fluye de los documentos coleccionados y publicados por el señor CARRANZA. Aparecen como principales órganos de este comité semioficial del GRAN ORIENTE don SALVADOR MARÍA DEL CARRIL y don JUAN CRUZ VARELA (1), y como indiscutido dirigente del cónclave el consular canónigo Dr. AGÜERO, en cuya casa de la actual calle Lavalle, entonces del Parque, se gestó la conspiración del 1º de diciembre, bajo la inocente denominación de “Club de San Roque”.
LÓPEZ, SALDÍAS, CARRANZA, ZUÑIGA, LAZCANO, BAEZ, y en general todos los autores desde MANUEL MORENO en adelante, aluden a la existencia de ese Comité semioficial, al que menester referirse, siquiera sea de paso, para dar a conocer al lector algunas características del avanzado proceso de la MASONERÍA en estos enjuagues, (2) en conexión con los propósitos británicos de neutralizar el Río de la Plata. Así es posible establecer que fue en la reunión de emergencia, celebrada al mediodía del 30 de noviembre, que se decidió sacar de escena a DORREGO, y donde quedaron superados los últimos escrúpulos que pudo oponerse el general LAVALLE. En la TENIDA, RODRIGUEZ declinó la presidencia de la reunión de legistas de AGÜERO, contándose entre los asistentes a DEL CARRIL, VARELA, GALLARDO, DIAZ VÉLEZ, ALSINA, el general MARTÍN RODRIGUEZ, ensombrecido por el odio mortal que profesa a DORREGO y que ocupaba el sitio del jefe militar (RODRIGUEZ ya mandó en 1822 al matón SOTO a que “despachará” a DORREGO); ALVAREZ THOMAS, que redactaría los partes de BROWN; el ex ministro CRUZ, que fue el que persuadió a CORREA; el cura OCAMPO, el paraguayo JUAN ANDRÉS GELLY, que actuó como secretario y que, posteriormente, redactó el acta con que LAVALLE asumía la responsabilidad del fusilamiento del Jefe de Estado; ZENÓN VIDELA, VALENTÍN GÓMEZ, en representación de RIVADAVIA; el francés VARAIGNE, como cabezas principales, amén de los jefes militares recién llegados del Brasil, como NICETO VEGA, PEDERNERA, MACIEL, MEDINA, SMITH, etc., existiendo dudas en cuanto a la presencia de OLAZABAL, ROJAS, THOMPSON, OLAVARRIA, envueltos en el vértigo de acontecimientos que no pudieron o no quisieron prever. JOSÉ BRITOS DEL PINO manifiesta en su conocido “Diario de la guerra del Brasil”: “CASI TODOS LOS JEFES DEL EJÉRCITO ERAN CORRELIGIONARIOS DE LAVALLE EN POLÍTICA Y, A MÁS, UNIDOS POR LOS VÍNCULOS MASÓNICOS”.
El nexo de unión que trazó INGLATERRA para imponer sus dictados fuel TALLER (MASONIC TASK FORCE) de los “Caballeros de América”. Esa logia, contendora de la presidida por FÉLIX ALZAGA con la denominación de “Justicia y Libertad”, fue la criatura de los comerciantes INGLESES. Masones del Rito Escocés, y terminó enrolando a los principales hombres del partido directorial, ministerial, congresista o pueyrredinista; conviene ahora consignar que el verdadero jefe militar de aquel partido o facción no era otro que MARTÍN RODRIGUEZ. Después del 1º de diciembre, PUEYRREDÓN entró a formar parte del Consejo de Estado. Precisamente en la logia de los “Caballeros de América” se lanzó la necesidad de establecer el Banco de Depósitos y Descuentos, que el inglés CARTEWRIGHT materializó en 1822, en la inteligencia de dominar las acciones de su Directorio, como lo corrobora el hecho de la regulación caprichosa de su mayoría. Evitemos perder de vista que así como RIVADAVIA armó el aparato de la dominación económica inglesa en materia de minas, agricultura, bancos, empréstitos y moneda, DORREGO echó por el suelo ese dispositivo que cercenaba nuestra Soberanía. Al “ESTADO-TAPÓN” de lord PONSONBY, DORREGO opuso el Plan de “independencia temporaria”, de la Banda Oriental denunciando a la Estación Naval Británica por medio de WRIGHT, OLIVERA y TRÁPANI, que tenían fácil acceso a los papeles reservados de la política dorreguista.
La existencia de ese poder extraño se haya explícita en GUIDO (3): “Existen razones poderosas para admitir que su fatal determinación (la de LAVALLE) le había sido sugerida en conciliábulos secretos por otros hombres cuyos principios le merecían absoluta confianza y por muchos de sus compañeros de armas. Los nombres de aquellos conjurados fueron el tema de publicaciones de ambos mundos”. Uno de los juicios contemporáneos de dicho suceso, el aparecido en el periódico “El Relámpago” (4), certifica que la idea de la intervención masónica se había abierto camino: “Todo el mundo sabe que esas sociedades son logias masónicas, y nadie ignora que el infortunado DORREGO DE SUS VENGANZAS”. El activo y múltiple canónigo VALENTÍN GÓMEZ se limitaba a castigarlo con “Cielitos Masónicos”, donde daba rienda suelta a su vocación epigramática. (5). Sin embargo, “Mamá VALENTINA”, FUE UNO DE LOS POCOS que se abstuvieron de condenarle a muerte en la célebre TENIDA masónica del 30 de noviembre de 1828. Su posición quedó aclarada en dos célebres exposiciones que aparecieron en 1829, y que le hicieron acreedor al mote de “Don Exposición”. En JUAN ANDRÉS GELLY, en cambio, sus odios siguieron hasta el borde del sepulcro. Veinte años después recordaba a su hijo los hondos motivos que le separaban de antiguos condiscípulos del Colegio de San Carlos: “DORREGO, ENTRE ELLOS, ME LLAMABA, HIJO DE PUTA PARAGUAYO” (6).

NOTAS

1) A logia o “Comité Revolucionario de los 19”, correspondió preparar y realizar el motín del 1º de diciembre, Cfr. VICENTE FIDEL LÓPEZ: Historia Argentina, t. X, p. 368. ¿Quiénes integraban este singular organismo? Hemos conocido por lo menos tres listas de desigual parentesco, confeccionadas por testigos de excepción como en IRIARTE, MANUEL MORENO, ROXAS y PATRÓN, LUIS DORREGO.
2) En la reunión decisiva se aconsejó igualmente drásticas providencias contra ROSAS, y entonces GALLARDO propuso, apoyado por GELLY y los VARELA, que la primera medida fuese capturado y fusilarlo en el mismo patio de su casa. LAVALLE puso dique a esta proposición exclamando espontáneo: “¡Eso sería una canallada”. Transó en cambio en el caso de DORREGO, “la cabeza de la hidra”, sobre cuya eliminación “ya hemos estado de acuerdo” antes de ahora, como se dice en la carta de DEL CARRIL, VARELA, ALSINA y de AGÜERO fueron legadas a la posteridad por el propio LAVALLE, luego dec enseñarlas a ROSAS, cuando ambos conferenciaron en Cañelas. ROSAS destruyó la carta de AGÜERO, en homenaje de la investidura de este último.
3) TOMÁS GUIDO: “ Biografía”, p. 47).
4) “El Relámpago”, nº 2, Buenos Aires, 1º de octubre de 1933.
5) “Revista Masónica Americana”, nº 19, 15 de agosto de 1873. Véase el 1º de diciembre de 1828”, y sensatas reflexiones de la “Gaceta Mercantil”, nº 1654, del 10 de julio de 1829; JUAN ANDRÉS GELLY ratifica los términos de GÓMEZ en el mismo periódico con fecha 14 de julio de 1829. La “Segunda Exposición de VALENTÍN GÓMEZ aparece en hoja suelta el 7 de noviembre, “con lo que se defiende de los cargos contenidos en una publicación aparecida en Londres, referente a la muerte de DORREGO”. Con diferencias de simple detalle, la actitud de GÓMEZ coincide con la de de RIVADEVIA, a quien la Masonería sacrificio inmediatamente después de si Vindicación pública, aparecida en vísperas de su caída.
6) 6) GELLY a su hijo JUAN ANDRÉS, Río de Janeiro, 30 de abril de 1847. Sección de manuscritos de la Biblioteca Nacional, Documento nº 15.076.



CIELO NACIONAL

“La Patria quiere sosiego,
Y un orden consolidado,
Y para esto es muy preciso
EL OLVIDAR LO PASADO.
Cielo, cielito querido,
Procura ser generoso,
Y CON TUS POBRES HERMANOS
NO SEAS, NO, RENCOROSO.

VIVA LA FEDERACIÓN,
VIVA LA UNIÓN LITORIAL,
VIVA D. JUAN MANUEL ROSAS
Y EL PARTIDO FEDERAL.

VIVA NUESTRA RELIGIÓN,
VIVA NUESTRO PAÍS NATAL,
VIVA DON. JUAN MANUEL ROSAS
Y EL PARTIDO FEDERAL.

NAVIDAD 2007 – CÓRDOBA

PUER NATUS IN BÉTHLEEM.
Solo - (Siglo XIV)

1. Puer natus in Béthleem, allulúia,
Unde gaudet Jerúsalem, allelúia, allelúia.
In cordis júbilo Christum
Natum adorémus,
Cum novo cántico.
2. Assúmpsit carnem
Fílius, allelúia,
Dei Patris altíssimus, allelúia, allelúia.
3. Hic jacet in praesépio,
Allelúia.
Qui regnat sine término,
Allelúia, allelúia.
4. Reges de Saba veniunt,
Allelúia.
Aurum, thus, myrrham
Ófferunt, allelúia, allelúia.
5. In hoc natáli gáudio,
allelúia,
Benedicámus Dómino, allelúia,
Allelúia.
6. Laudétur Sancta Trinitas,
Allelúia,
Deo dicámus grátias, allelúia,
Allelúia.

El Niño ha nacido
En Belén, aleluya;
De ello se alegra Jerusalem,
Aleluya, aleluya.
Con júbilo del corazon
A Cristo Rey adoremos
Con nuevo cántico.
2. Se ha revestido de la
Carne el Hijo, aleluya.
3. Ved reclinado en el
Pesebre, aleluya.
4. Los reyes de Sabá
Vienen, aleluya;
Oro, incienso y mirra
Ofrecen, aleluya, aleluya.
5. En las alegrías de este
Nacimiento, aleluya,
Bendigamos al Señor
Aleluya, aleluya.
6. Alabada sea la santa
Trinidad, aleluya.
A Dios digamos gracias,
Aleluya, aleluya.

(Motete para el tiempo de Navidad).


SOBRE LA SODOMÍA (para: http://www.diario7.com.ar/ )

1. el tema de la sodomía, en el cual las opiniones teológicas secundaron la propensión del espíritu del siglo a romper la secular fidelidad de la legislación al derecho natural, introduciendo en toda Europa y América la legitimidad de las relaciones homosexuales.
2. La negación de las esencias, en particular de la estructura natural y moralmente del acto sexual. Se sostiene que heterofilia y hemofilia son solamente dos modalidades de una idéntica dimensión sexual, siendo su diferenciación una consecuencia de influencias meramente.
3. De este modo, LA SODOMÍA (condenada severamente por la filosofía, las costumbres y la disciplina de la Iglesia) deja de ser una PERVERSIÓN para convertirse en una expresión de la sexualidad, y desaparece del elenco de PECADOS que claman venganza al cielo, que incluye además el el homicidio voluntario, la opresión de los pobres y la negación del salario al trabajador.
4. Se superan las diferencias naturales con una sofística del amor, considerado capaz de instaurar una comunidad de personas más allá de las normas naturales y con ultraje de las prohibiciones morales.
5. En la Iglesia Católica en Holanda es escándalo paso de las disposiciones teológicas a la praxis, y tuvieron lugar celebraciones litúrgicas de unión homosexuales e incluso una MISSA PRO HOMOPHILIS que “Notitiae”, órgano de la Comisión para la ejecución de la reforma de los ritos, se encontró en la obligación de deplorar (marzo 1970, p. 102). ROMANO AMERIO, “Iota unum, p.289.

El PECADO DE SODOMÍA consistió en la perversión del orden de la naturaleza, vicio que se llama SODOMÍA (véase c. 19, 4 ss. del Génesis). El diálogo entre Dios y Abraham enseña como Dios detiene su ira por amor e intercesión de los santos; muestra, además, la asombrosa llaneza de Dios en su trato con los hombres, y la rectitud de corazón del patriarca. “Diálogo bellísimo, dice BOVER-CANTERA, en que no se sabe qué admirar más, si la generosidad de Dios al escuchar la oración de su siervo y perdonar al pueblo pecador o el atrevimiento familiar y a la vez respetuoso, y la confianza humilde de aquel santo varón, que recibió el título de “amigo de Dios” por antonomasia”.
La perversa multitud, que ni siquiera respetar el derecho hospitalidad, intenta cosas abominables contra los huéspedes. Así se deduce de la respuesta de LOT, quien, para salvarlos, promete, entregar a los malvados sus propias hijas, con tal que dejan en paz a los extranjeros. Notemos que estos y figura de la divina Trinidad (véase 18, 2 y nota). Hasta eso llegó la bestialidad carnal de los hombres. Aquí se ve las escenas crudas de la Sagrada Escritura, que algunos miran farisaicamente como escandalosas, enseñándonos que somos capaces de todas las monstruosidades, y mostrándonos la necesidad de la Redención.
“Más antes que fueran a acostarse, los hombres de la ciudad, LOS SODOMITAS que habían cercado la casa, …(19, 4 y ss.)

*HOY, pleno 2009, cerca del Bicentenario de la Patria, estamos nosotros los argentinos como los MONTONEROS, al comienzo de la Guerra Gaucha, de Don LEOPOLDO LUGONES. Una partida ha sido sorprendida por los godos, y en la escaramuza y dispersión, ha caído la improvisada bandera al fondo de una abrupta quebrada; el sargento de la partida, maltrecho y mal herido, ante el gesto y la mirada de su capitán, hondamente disgustado por la derrota, se apresta a recuperar la lanza con la banderola, caída entre los espinares y rocas del abismo. Penosamente desciende, cae, se precipita envuelto en lluvia de piedras, pero llega al fin hasta el fondo, y levanta el asta partida, en cuyo extremo hace ondear el desgarrado símbolo.
“Cuando el herido la aseguró en sus manos – dice LEOPOLDO LUGONES – irguió el busto ante la partida que lo observaba, tan pálido que lo advertían a pesar de la altura. Pero mientras sacudía el trofeo, un gesto de victoria lo transfiguró. Vieron el grito que hasta ellos no ascendía, sintiéramos en el corazón, y un eco de sollozante clarinada se lo devolvieron: ¡VIVA LA PATRIA! Y el capitán, con el pecho como una fogata de alcohol, transportado por el alma que irrumpía en ese grito… atrajo a uno de sus hombres al azar, estrecholo entre sus brazos, y sobre aquellas crines épicas, ante el pueblo de estos montes, en presencia del sol, lloró de gloria”.
Así estamos nosotros cerca del Bicentenario de la Patria: LA BANDERA CAÍDA EN EL ABISMO, no vencida, pero quebrada el asta que la sostiene, confundida en el tumulto de estas sombras de la Patria. Hay que descender como aquel argento a las honduras del abismo para recobrarla y erguirla, en la plenitud de su Gloria; hay que recomponer los cuadros para este combate quizá definitivo y hay que encabezar la reconquista total de la Nación y del Estado de los argentinos para los argentinos. Hay que descender, pues, hasta el caído símbolo de nuestra voluntad e inteligencia soberana, y al levantarlo sin ambages, deben fulgurar las metas a que nos conduce su indefectible gloria: SOBERANÍA POLÍTICA, INDEPENDENCIA ECONÓMICA, JUSTICIA SOCIAL.


EDIT.: gabrielsppautasso@yahoo.com.ar
DIARIO PAMPERO Cordubensis.
INSTITUTO EREMITA URBANUS.
Córdoba de la Nueva Andalucía, 30 de mayo del Año del Señor de 2009. VIGILIA DE PENTACOSTÉS.
Sopla el Pampero.
¡VIVA LA PATRIA! ¡LAUS DEO TRINITARIO!


POSTSCRIPTUM:
Cuando la SOBERANÍA NACIONAL SE DEFENDÍA A BALAZOS, UNA PARTIDA DE NUESTRA GENDARMERÍA NACIONAL POR ORDEN DEL PRESIDENTE ÍLLIA DESALOJÓ UNA TROPA EXTRANJERA QUE HABÍA TOMADO PARTE DEL TERRITORIO DE LA NACIÓN. El Alférez gendarme QUIJANO condujo la operación. Arriaron la divisa extranjera y recuperaron el solar nativo de la Patagonia. No con misiles, computadoras y satélites, sino con VALOR, HEROÍSMO, PRESENCIA, AGALLAS y a balazos como se defiende la SOBERANÍA, fue el 6 de noviembre de 1965.

Editó Gabriel Pautasso
gabrielsppautasso@yahoo.com.ar
DIARIO PAMPERO Cordubensis nº 56

IR a la portada de Diario Pampero Blog

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.